La intensidad de la vibración se podrá regular en Android P

Estamos todos de acuerdo en que hay ocasiones en el que nuestro teléfono nos hace dar botes del susto por la vibración y es que hay fabricantes que no han sabido regular la intensidad de forma correcta hasta el punto de que pueda ser excesivo o se pueda quedar flojo.

Con la llegada de Android fuimos muchos los que nos preguntamos cómo podíamos regular eso porque puede llegar a ser muy incómodo, y parece que los de Mountain View han escuchado nuestra petición para incluirlo en la próxima versión del sistema operativo.

Android_P_Logo_27321

Ayer mismo os contábamos que ya estaba disponible la primera preview de Android P, y en ella se pueden ver algunas de las características que llegarán al nuevo dulce de la gran G y una de ellas es la posibilidad de regular la intensidad de la vibración.

Samsung ya añadió esta opción en el apartado de sonido, y por fin podemos verlo en Android Stock; aunque lo han querido situar en Accesibilidad para aquellos que quieran modificarlo a su gusto para cuando nos llamen o nos llegue una notificación no muramos del susto.

Google lo tiene claro y en Android P quiere poner todo aquello que los usuarios le han pedido y han optado por hacer un lavado completo de las características de siempre para incluirlas en nuestros smartphones.

Android_P_Vibracion

El sistema es muy sencillo, podrás elegir entre intensidad baja, media o alta; o incluso apagarlo si es lo que prefieres. También nos encontraremos con esta misma opción al tocar la pantalla pudiendo ajustarla de menor a mayor según preferencias.

Por supuesto, esto no es tan fácil si no dispones de un hardware capaz de hacer esta regulación, razón por la cual hasta ahora podría no haberse implementado; pero esperamos que esta sea la solución definitiva a esos molestos momentos que pasamos algunos, o la solución para esas llamadas que no oímos por motivos ajenos.

Nerea Cova

Uno de los mayores errores que se cometen es provocar un entusiasmo forzado. Uno no elige sus pasiones; las pasiones lo eligen a uno, y ésta es la mía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *