Los 190 ingenieros que ha despedido Motorola no pondrán en riesgo la continuidad de los Moto Z

Hace apenas un par de días conocíamos la decisión de Motorola de despedir casi al 50% de los ingenieros que actualmente se encuentran en su cuartel general, una oficina situada en Chicago donde, según algunos trabajadores, se encontraba el equipo encargado de dar vida a las nuevas generaciones del Moto Z y algunos de sus MotoMods.

Los rumores en torno a la posible desaparición de la familia Moto Z no tardaron en comenzar a expandirse por la red, una situación que ha obligado a la firma a salir a la palestra, explicando el motivo de estos despidos y el futuro de los productos que éstos desarrollaban.

Moto-Z2-Force-Header

Serán un total de 190 los empleados de la firma que, el próximo 6 de abril de 2018, serán despedidos y tendrán que abandonar la compañía de forma definitiva, aunque parece que no será un movimiento tan grave como han hecho parecer los trabajadores de la compañía.

Según ha explicado Lenovo en un comunicado, este movimiento estaba previsto desde hace ya bastante tiempo para reducir los costes actuales de la compañía, asegurando además que su familia Moto Z continuará como hasta ahora, desmintiendo por completo los rumores que aseguraban una cancelación inminente del desarrollo de esta gama de dispositivos.

A finales de 2017, Lenovo anunció una acción mundial sobre los recursos que tendrá lugar en los siguientes trimestres, e impactará a menos de un dos por ciento de su fuerza de trabajo global.

Las reducciones de empleos de esta semana son una continuación de ese proceso. Estamos reduciendo las operaciones de Motorola en Chicago, pero esto no ha afectado a la mitad de nuestra fuerza de trabajo allí y nuestra familia Moto Z continuará.

Con estas palabras de Lenovo, podemos dar por hecho que la actual gama alta de Motorola continuará como la conocemos hasta ahora, teniendo el futuro asegurado… al menos a corto plazo.

Borja Vivas

Entusiasta de la informática, luchando por hacerse un hueco en la red poniendo en marcha todos los proyectos que había pensado durante años. ¡Voy a por ello!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *