ZTE en apuros, una prohibición de EEUU les deja sin chips de Qualcomm durante siete años

Hace ya un tiempo que ZTE fue cazada vendiendo tecnología estadounidense a Corea del Norte e Irán de forma ilegal, dos países a los que Estados Unidos tiene fuertes prohibiciones con respecto a las exportaciones, una decisión equivocada que acarreó fuertes sanciones a esta firma asiática.

En su momento, ZTE fue condenada a pagar 1.200 millones de dólares de multa, despedir a cuatro directivos y sancionar a otros 35; un acuerdo del que esta compañía sólo ha cumplido una parte, motivo por el que Estados Unidos ha decidido aplicar una fuerte sanción que podría poner en serios apuros a la firma.

ZTE_Stand_2490

Al parecer, los 35 directivos que la firma debía haber sancionado no habrían recibido su castigo por el momento, provocando que el Departamento de Comercio de los Estados Unidos haya decidido prohibir por completo cualquier exportación estadounidense hacía esta compañía asiática durante un mínimo de siete años.

Esto significa que, durante los próximos siente años, ZTE no podrá utilizar ningún componente o tecnología de firmas como Qualcomm o Dolby, incluyendo los chips Snapdragon que la firma incluye en muchos de sus teléfonos.

El movimiento se convierte en un duro golpe para esta firma, quien actualmente utiliza entre un 25% y un 30% de componentes estadounidenses tanto en sus teléfonos móviles como en sus equipos de redes; porcentajes que pondrían en peligro el futuro de la compañía.

Pero el Departamento de Comercio de los Estados Unidos no aplicará únicamente esta prohibición de adquirir tecnología y componentes de firmas estadounidenses, sino que también recibirá una nueva multa de 300 millones de dólares que deberán abonar.

No sabemos cómo afrontará ZTE esta prohibición de siete años, aunque está claro que la firma actualmente se encuentra en apuros, aunque esperamos que puedan seguir adelante como empresa y este movimiento les afecte lo menos posible.

Borja Vivas

Entusiasta de la informática, luchando por hacerse un hueco en la red poniendo en marcha todos los proyectos que había pensado durante años. ¡Voy a por ello!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *