Los usuarios de Glovo reportan cargos no autorizados en sus tarjetas ¿hackeo a la vista?

Glovo llegaba a nuestras vidas en 2015 como un servicio que se proponía llevar a sus clientes cualquier producto solicitado en tiempo récord; confiando así en un auténtico ejército de trabajadores que, a golpe de pedal y con su reconocible mochila amarilla a la espalda, llevan desde entonces entregando todo tipo de pedidos a sus miles de clientes… casi siempre en menos de 1 hora en un servicio sin interrupciones durante los 365 días del año.

Tener la oportunidad de poder recibir casi cualquier producto estés dónde estés, y sin pagar un precio desorbitado, ha conseguido llevar este servicio al éxito. Esta comodidad e inmediatez no tardó en atraer a miles de usuario en todo el mundo que, por desgracia, ahora deberán pagar las consecuencias de confiar sus compras a otro: Glovo habría sido hackeado y sus clientes han comenzado a reportar movimientos no autorizados en sus tarjetas bancarias.

La noticia llega sólo unas semanas después de que los usuarios latinoamericanos comenzaran a denunciar usos fraudulentos en sus tarjetas. Según informaron muchos de ellos, se habían registrado compras no autorizadas en cadenas como Burger King; un problema aparentemente aislado que, por desgracia, ha terminado dando el salto a España.

Una gran cantidad de clientes Glovo en España han comenzado ahora a reportar un problema idéntico. Al parecer, durante los últimos días sus tarjetas han comenzado a mostrar compras no autorizadas realizadas desde Egipto; un movimiento poco usual que la mayoría no han tardado en relacionar con un hackeo masivo a los servidores de la compañía.

Tras conocer la noticia, Glovo no ha tardado en salir a palestra para asegurar que no existe ninguna brecha de seguridad en sus sistemas; asegurando que, tras un análisis exhaustivo, han descubierto que todos los afectados tenían un denominador común: utilizaban el mismo usuario y contraseña en la mayoría de plataformas dónde eran clientes.

Es cierto que se trata de una coincidencia muy llamativa, por lo que, a falta de recibir nueva información al respecto, os recomendamos cambiar la contraseña de Glovo y utilizar tarjetas prepago para evitar cualquier problema. En caso de ser un usuario afectado, el paso lógico sería ponerte en contacto con tu banco para saber cómo proceder.

Borja Vivas

Entusiasta de la informática, luchando por hacerse un hueco en la red poniendo en marcha todos los proyectos que había pensado durante años. ¡Voy a por ello!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *