Nokia anuncia despidos en masa para Europa a pesar de sus buenos resultados

Debemos reconocer que a la nueva Nokia no le está yendo nada mal en su regreso al mercado de la telefonía móvil. En sus apenas tres años en el mercado, este fabricante finlandés ha conseguido recuperar la confianza de muchos usuarios, apostando para ello por dar vida a un extenso catálogo con el que cubren desde las gamas más básicas a los buques insignia; dando a todos ellos un soporte de software impecable sin importar sus características o precio.

A pesar de ir viento en popa, los nuevos propietarios de este fabricante parecen interesados en hacer una gran restructuración interna para reducir costes. En concreto, sus planes pasan por una oleada de despidos masivos que, según han anunciado recientemente, acabarán con una parte importante de su plantilla alrededor de todo el mundo.

Sabíamos que esta compañía tenía despidos entre manos, pero no ha sido hasta hoy cuándo hemos podido conocer cómo afectará este movimiento a las diferentes sedes con las que esta compañía cuenta alrededor de todo el mundo; desvelando que entre sus planes figura actualmente eliminar un total de 1.330 puestos de trabajo sólo en Europa.

En las cifras ofrecidas por el fabricante, detallan cómo en su sede de Finlandia despedirán a unos 280 de los 6.300 empleados que trabajan allí. Estos despidos se extienden a otros lugares del mundo; como a Alemania, dónde 530 de las 3.500 personas que trabajan allí para la marca acabarán en la calle, o a Francia, dónde se espera acabar con 460 de los 4.000 trabajadores que este fabricante tiene contratados en dicho país actualmente.

Por suerte, sus empleados de Finlandia pueden estar más o menos tranquilos, ya que esta compañía no tiene previsto realizar más despidos allí; y la razón es obvia. Dichos país se ha convertido en su banco de pruebas para el despliegue de las redes 5G, un proyecto de grandes expectativas para el que, de momento, necesitan mantener prácticamente toda su plantilla.

Todavía no sabemos cómo terminarán estos ajustes, aunque si sabemos el propósito de Nokia para llevarlos a cabo. Concretamente poder ahorrarse hasta 700 millones de euros desde este momento al 2020, una cifra muy jugosa incluso para un gigante así que, esperamos, no afecte a la calidad de los próximos teléfonos que están por llegar bajo su marca.

Borja Vivas

Entusiasta de la informática, luchando por hacerse un hueco en la red poniendo en marcha todos los proyectos que había pensado durante años. ¡Voy a por ello!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *